Vender en internet se está convirtiendo en una necesidad. Las personas que no tenían los medios para vender sus productos ahora tienen la tecnología al alcance para acceder rápidamente a millones de usuarios. Las tiendas o pequeños minoristas que luchan mes a mes para vender sus productos ahora tienen un canal de ventas en línea que contribuye a sus ingresos. ¿Quién hubiera pensado que un simple carrito de compras podría iniciar tal revolución?

ecommerce los medios de pago

Muchas personas no han dado el salto porque creen que la creación de una tienda virtual es solo para aquellos que saben de computadoras o para grandes empresas. La realidad es muy diferente hoy en día. Plataformas como Jumpseller han hecho que se tenga acceso a una tienda online, de manera rápida y sencilla, para cualquier persona con espíritu emprendedor. Uno de los aspectos menos conocidos al abrir una tienda, que también genera grandes dudas, tiene que ver con los métodos de pago, sus complejidades y los riesgos asociados. En este artículo, explicaremos diferentes alternativas, por qué las recomendamos y cómo esto no debería ser un problema al abrir su negocio en Internet.


La conectividad en América Latina está creciendo pero existen realidades diferentes.

El comercio electrónico en América Latina superará la marca de los 100.000 millones de dólares en 2018, un incremento del 117% con respecto a 2014, debido principalmente a un aumento en la conectividad y el uso de dispositivos móviles. En 2012, un poco más del 42% de la población tenía acceso a Internet. Se espera que en los próximos tres años, aproximadamente el 60% de la población esté conectada a Internet, Chile liderará con el 71%, seguido por Argentina (68%) y Colombia (66%).

"Se espera que el 51% de los usuarios de internet compre en tiendas en línea en 2018 y, considerando el tamaño del mercado colombiano, este es un número muy interesante"

Si bien los países del continente tienen algunas diferencias en la proliferación del uso de Internet, las compras en línea y las tarjetas de crédito, las cifras muestran que el mercado está evolucionando rápidamente hacia un mayor número de ventas en las tiendas virtuales. Esta evolución está siendo impulsada, al mismo tiempo, por el uso de tarjetas de crédito. Hablando de métodos de pago en línea, hay múltiples alternativas en cada país. Hablemos de 2 casos:

Colombia ... ¡Sí, el Caribe!

Hay múltiples métodos de pago muy seguros en Colombia: Paypal, Skrill, Interpagos, MercadoPago y PayU, por ejemplo. Se pueden integrar completamente en su tienda online para que sus clientes puedan comprar con tarjetas de crédito y débito.

Si bien el mercado colombiano ha estado adoptando el modelo de comercio electrónico para sus transacciones durante algunos años, la tendencia muestra un aumento en la confianza para el uso de estas nuevas tecnologías. Solo en 2015 hubo un aumento del 7% en el uso de tarjetas de crédito en Colombia, lo que lo ubica más cerca de mercados más avanzados como Chile. Se espera que el 51% de los usuarios de Internet compre en tiendas en línea en 2018.

Chile... El milagro chileno.

Chile también tiene una variedad de métodos de pago en línea: Paypal, Webpay, Dineromail, Khipu, Skrill, PayU y Servipag son algunos de ellos. Si bien Chile tiene algunos años de adelanto en cuanto a los métodos de pago, el mercado chileno es mucho más pequeño que el colombiano. La confianza en los métodos de pago por Internet ha ido aumentando gradualmente en Chile y se espera que pronto surjan nuevos actores en el pago en línea. Para 2018, se espera que el 65% de los usuarios de Internet realicen una compra en línea en algún momento.

Los pagos con tarjeta de crédito en línea son comunes en los Estados Unidos.

En los Estados Unidos, los pagos con tarjeta de crédito son los más comunes. Aquellos que tienen una prueba de ingresos y una calificación crediticia limpia, por definición, tienen acceso al crédito. De esta forma, todo es más estándar y los sistemas de pago electrónico giran en torno al procesamiento de tarjetas de crédito.


La parte más importante: Conozca a su cliente.

Para elegir el método de pago adecuado para su empresa, debe saber perfectamente quién es su cliente. Si sus clientes son personas mayores de 50 años con poco acceso a Internet y poco uso de nuevas tecnologías, es probable que su método de pago preferido sea efectivo. Si su cliente es alguien entre 20 y 40 años de edad, acostumbrado a usar Internet para buscar información y productos, tiene sentido ofrecer un método de pago en línea.

Hoy, la tecnología permite hacer pagos en línea de una manera simple e intuitiva. No se debe descartar la posibilidad de que usuarios desconocidos comiencen a usar pagos de Internet de manera gradual.